promo extendida

El Mercado Agroganadero de Cañuelas ya comenzó a operar

Desde principios de marzo realiza una jornada semanal de remates para poner a punto su dinámica de trabajo y en abril se trasladará por completo la operatoria de Liniers.

El Mercado Agroganadero de Cañuelas ya comenzó a operar

Con importantes ventajas para trabajadores, operadores y en bienestar animal. “Una vaca en Liniers, entre entrada y salida, hace unos 4/4,5 km. Acá, recorre 800 metros, con instalaciones funcionales”, afirma Andrés Mendizábal, del MAG.

Con el objetivo de ajustar su dinámica de trabajo de cara a su inminente traslado definitivo desde Liniers, el Mercado Agroganadero de Cañuelas (MAG) comenzó a operar una vez por semana desde principios de marzo. Así, los últimos dos lunes se remataron alrededor de 2.000 cabezas por jornada, con resultados que, a decir de sus directivos, son muy satisfactorios, fundamentalmente en materia de tiempos, comodidad de trabajadores y operadores, y bienestar animal.

“Habíamos hecho una prueba en noviembre, ahora decididamente se trata del inicio de las operaciones. Por lo pronto, solo los lunes, pero intentaremos trabajar dos días en la última semana de marzo de manera de llegar gradualmente mejor posicionados al día que nos toque operar definitivamente”, contó a Valor Carne Andrés Mendizábal, presidente del MAG.

Ese mes entra en vigencia la prohibición de tránsito de camiones de hacienda en la Ciudad de Buenos Aires, una norma varias veces postergada, por lo que el mercado de Liniers no debería seguir operando. De todos modos, desde el MAG siguen dialogando con las autoridades porteñas para que la liberación del predio sea paulatina.

“En estos últimos 15 días de marzo terminaremos de revisar los detalles que nos permitan estar óptimos para trabajar a principios de abril. Estamos listos para movernos a Cañuelas, pero queremos hacerlo de manera ordenada durante abril, evitando correr con una mudanza histórica”, señaló Mendizábal.

Ventajas operativas

Más allá de que el traslado se concrete a principios o durante el mes próximo, desde el MAG ya destacan los resultados positivos que muestra el predio de Cañuelas.

“Lo más importante es la fluidez con que se mueve la hacienda. La estructura es muy funcional para que el trabajo sea ágil, desde la descarga hasta la llegada a los corrales para las subastas y el posterior vaciado del mercado una vez concluida la comercialización”, subrayó Mendizábal.

En ese sentido, precisó que “un camión tarda cuatro o cinco minutos en descargar y en dos minutos más la hacienda está en los corrales”.

Además, mangas y corrales de aparte diseñados para optimizar el manejo de los animales, con curvas y pisos cavados para que se traben las pezuñas, también influye en la reducción del recorrido que debe realizar el ganado.

“Una vaca en Liniers, entre entrada y salida, hace unos 4/4,5 km en promedio. Acá en el peor de los casos recorre 800 metros entre que baja del camión, va a los corrales de venta techados y vuelve a irse. El recorrido es significativamente mucho menor”, destacó.

Otro de los puntos que dejó satisfechos a los operadores, es el funcionamiento de la playa de maniobra de los camiones. “El diseño está mostrando su fortaleza. Tenemos 17 atracaderos que pueden descargar en forma simultánea y lo hacen muy rápidamente. Además, el sector tiene diez naves para lavar jaulas en simultaneo, con un SUM con sanitarios para que los choferes puedan esperar muy cómodos”, contó.

El MAG cuenta con dos patios de ventas, A y B, exactamente iguales, en espejo. Cada uno tiene capacidad para 6.000 cabezas. “El A ya está operativo y en el B se están terminando las verificaciones para que comience a operar la última semana de marzo”, sostuvo.

Gracias a estas novedades, se podrá modificar el actual horario de inicio de operaciones. “Estamos operando a las 8.30 y creemos que ése será el horario de ventas, o a más tardar las 9 am, aproximadamente una hora y media o dos más tarde que el arranque de hoy en Liniers”, remarcó quien también es responsable de la casa A.J. Mendizábal.

La clave, es la velocidad con que se vacía el mercado una vez finalizadas las subastas, lo que permite iniciar antes la recepción de la hacienda que se comercializará al día siguiente.

Para Mendizábal, este punto genera varios beneficios. “Fundamentalmente implica mayor comodidad y seguridad para los trabajadores y operadores que no tienen que llegar de madrugada, con los riesgos de movilizarse de noche”, resaltó, a la vez que destacó que “todos los empleados de Liniers van a seguir trabajando en Cañuelas”.

Y mientras el MAG ya comienza a operar, el Polo Agroganadero Comercial, que funcionará junto mercado de hacienda, también muestra adelantos. “Ya se está construyendo la estación de servicio a la entrada del predio, comenzó el movimiento de suelo para la instalación de un hotel y avanzan las obras de un laboratorio y un centro de logística de camiones. En breve comienza la construcción de un paseo comercial que tendrá oficinas y un patio de comidas”, contó Mendizábal.

El entusiasmo por lo que genera el nuevo mercado se siente en el ambiente. “El MAG significó un enorme esfuerzo de 45 casas consignatarias y la inversión de más de USD 20 millones. Es un sueño, y somos muy optimistas con el desarrollo que va a generar en la zona y en la ganadería”, concluyó el titular del MAG.

Por Marcos  Lopez Arriazu, Jefe de Redacción de Valor Carne

Fuente: valorcarne.com.ar

Compartir en las redes